Comprueba por ti tu fuerza interior

Superación PersonalHace unos meses publiqué un artículo y en él te relataba algo que me sucedió mientras realizaba mi caminata diaria por el campo. Esa experiencia la relacioné con las limitaciones que nos impone nuestro pensamiento, o también podría decir las limitaciones que nos pone el otro yo, el yo interior, o el Ego.

Si mientras hacemos algo estamos pensando en eso de forma negativa, lo que en realidad estás haciendo es marcarte ya ciertas limitaciones que serán complicadas de superar tan fácilmente. Es como si elaboraras subconscientemente una profecía de autocumplimiento. Algo parecido es lo que me ocurría cuando me acercaba al punto del camino en el que existía una pendiente por la que tenía que caminar. Antes incluso de subir estaba pensando, pero sobre todo sintiendo, lo cansado que me iba a sentir cuando llegara arriba. Pero un día, antes de comenzar la subida recibí la llamada de un amigo en el teléfono móvil o celular, así que me puse a hablar con él mientras seguía caminando. Menuda sorpresa me llevé cuando al terminar la llamada observé que había subido aquella pendiente y me encontraba bastante bien y ni mucho meno tan cansado como en otras ocasiones.

Esa experiencia me ha hecho reflexionar mucho. Me preguntaba si era posible controlar de alguna manera los pensamientos negativos, tal que no fueran limitaciones. En el fondo sabía que eso tenía que ser posible ya que las personas que sigo y me gusta leer se reafirman en ello a cada momento:

“Si crees totalmente en ti mismo, no habrá nada que esté fuera de tus posibilidades.”
(Wayne Dyer)

Así que decidí volver a experimentar la experiencia pero de forma más consciente. Pero fue imposible, porque aunque intentara convencerme de que al subir no me cansaría si me lo proponía, el caso es que siempre tenía presente en mis pensamientos que para subir esa pendiente tendría que realizar cierto esfuerzo y eso era ya una limitación. Tuvieron que pasar 17 días y haberme olvidado de lo que estaba intentando para que volviera a ocurrir. Así fue, el día 17 salí como todos los días a dar mi paseo por el campo, pero esta vez caminaba pensando sobre un asunto del trabajo que me preocupaba, y olvidé lo del experimento, así que ya te imaginarás lo que ocurrió… Pues sí, subí la pendiente pensando en el asunto del trabajo y cuando llegué al final fue cuando me di cuenta de que nuevamente, sin las limitaciones de mis pensamientos, había subido la cuesta sin que notara un cansancio especial.

Hace unos días me encontré con mi amigo José Antonio y me relató con entusiasmo que a él le ocurrió lo mismo que yo había relatado de mi paseo por el campo, en aquel momento se acordó de mi artículo y me dijo “…me ocurrió lo mismo, lo mismo que a ti en la subida…”

Seguiré experimentando, pero ya se con seguridad que mi propósito de superación personal es determinante si logro elas limitaciones de mis propios pensamientos.

Gracias.

José Ramón García

QuiereteMilVecesMas

The following two tabs change content below.
A lo largo de la vida vamos acumulando experiencias, unas veces agradables y otras menos, que van marcando y desarrollando nuestra personalidad. Además, con la perspectiva de los años encontramos el sentido a muchas de las cosas que han ocurrido en nuestra vida, y que en aquel momento no comprendíamos. Quizás ha llegado el momento de que utilicemos esta nueva aptitud para beneficio de otros que andan perdidos en los aconteceres que un día nos afectaron también a nosotros. Soy Coach Personal, Formador, Consultor y Bloguero.
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario